archivo

Archivos Mensuales: julio 2010


El vestido que Evita lleva puesto en la primer fotografía, es obra de Jaque Fath, un modisto francés que era en su momento la competencia de Christian Dior; está realizado en seda blanca bordado con strass, piedras, perlas fantasía y lo lució el 25 de mayo de 1948 en el Teatro Colón, Provincia de Buenos Aires, en la gala de la conmemoración patria pero también lo utilizó para el retrato oficial de Juan Domingo Perón, de su primer gobierno realizado por el plástico francés Numa Ayriana; el mismo vestido se puede ver en el retrato del pintor argentino Héctor Cartier y finalmente también luce esta pieza en la foto oficial tomada por la casa Witcom; rompiendo así con el mito de que Evita no repetía la ropa.

La gira a Europa que Eva hizo en 1947 fue determinante en el estilo que se destaco en ella durante los años posteriores.
Christian Dior diseñó para la ex primera dama varios modelos que creó especialmente para esta mujer que además de haberse inmortalizado por su obra política y social, fue dueña de una exquisita belleza y gran elegancia a pesar de sus orígenes humildes.
Tal era la distinción de Eva Duarte de Peron que en su atelier, Dior tenía un manequin con sus medidas y cuentan que en una ocasión le preguntaron: Usted, que ha vestido a las reinas de casi todas las casas reales del mundo, ¿Cual es la reina que más le ha gustado vestir?
-Y el contesto: “La única reina que vestí fue a Eva Perón”.

También fue en París que un peluquero, cambio el look para siempre y el jopo que ella usaba desapareció para versele a partir de allí con el pelo estirado y el rodete que caracterizo a la Evita mas popular.
En la casa Arpels & Van Cleef, gracias a los generosos regalos que le hacía el magnate Alberto Dodero, cuya esposa era una de las damas de compañía de Eva, incremento con importancia su alhajero. Desde entonces, los vestidos llegaron de París en las bodegas de los barcos y en un compartimiento especial diseñado en el fondo de los aviones de Aerolíneas Argentinas, donde viajaban de pie, sin arrugarse. En una oportunidad un avión que traía un vestido para una gala en el Colón se atrasó y por lo tanto también la función del Colón se demoró casi dos horas, aunque ya estaban allí el público y los artistas.

Dior, Balenciaga, Ferragamo, Peruggia eran los elegídos para visitar en sus viajes exclusivos y Paula Naletoff, casa Henriette y su sastre exclusivo, Luis D´Agostino eran sus predilectos a nivel nacional.
Jaumandreu fue quién diseño sus estilismos en su época artística.
Le encantaban los escotes pronunciados, las faldas tubo, trajes sastre y, para las cenas de gala u ocasiones especiales, vestidos de lujo que impactaban y siempre llevaba acompañados por joyas muy vistosas de carácter real.

Ya en su período como Primera Dama, Juana Palmou y Asunta Fernández la acompañaban en sus viajes para organizarle el vestuario.
A sus 94 años, la misma Asunta contó una anécdota que realmente resume el ímpetu y la rebeldía que esta dama transmitía con su imagen y su personalidad; en compañía de una gran bondad y empatia por el prójimo.
“En un encuentro de mediodía, en pleno verano, con el dictador Francisco Franco, llevó un vestido de lame dorado y negro con un tapado de piel… Yo le dije a la señora Eva que no podía salir así.
Ella me contestó: ‘Yo soy yo y hago lo que quiero’.
Entonces yo le pedí que pensara en mí. Qué diría la gente en Buenos Aires, que sabía que yo la tenía que asesorar y ella salía así.
Solo después de eso me hizo más caso…”

A 58 años de su muerte, este es un homenaje a una mujer que ya no es símbolo de un partido únicamente o de una clase social, ni siquiera de un género, sino de un país entero y del ser humano.

Broche Primera Dama utilizado por Evita el 4 de Junio de 1946, al asumir la presidencia el General Perón.

Collar Primera Dama utilizado por Evita el 4 de Junio de 1946, al asumir la presidencia el General Perón.

Florero capa Dior inspirado en las guardas de la capa que la marca francesa Christian Dior diseño de manera exclusiva para Evita; y que ésta utilizó para asistir a la gala realizada en el Teatro Colón el 9 de Julio de 1951.

Replica de la joya que Evita lució en uno de sus retratos mas famosos.

Cartera de mano de tela bordada. Formó parte de la multitud de obsequios recibidos por Evita durante su gira europea como primera dama en 1947.

¡Gracias Evita!

http://museoevita.org/sp/


En un juego constante con el claroscuro
y la precisa cantidad de color y texturas,
cual varitas mágicas despertando cenicientas,
con pinceladas de talento y caricias de esponja,
ellos auyentan penumbras y esperanzas perdidas,
inspirando sonrisas en nuevos rostros floridos…

El Maquillaje definitivamente es un arte, vemos a diario dando vueltas por la web como cambia el rostro en el antes y el después de cualquier mujer que se pone en manos de un artista del color. A lo largo de la historia el maquillaje ha traído belleza, generado autoestima y despertado imaginación colectiva, cuando aún no existían efectos especiales o tecnología. Encontré estas fotos en mis paseos por la web, aunque no pude saber el nombre del autor de esta producción. Si alguien lo conoce, bienvenido el dato!
Hay una infinita cantidad de maquilladores/as profesionales, creativos y con trabajos realmente impecables, aquí les dejo los datos de algunos de los que particularmente a mi me gustan.

Guillermo Fridman

Marita Marone

Pao Dessaner

Paola Barzola

Patricia Salerno

Romina Catalan

Makeupdesign

Por Sol fernández


Si hay algo que resume y justifica cualquier contradicción en cuanto a indumentaria, accesorios, tendencias o estilos es la palabra Moda.
Yo me acuerdo cuando era adolescente que combinar rojo con rosa era el crimen mas grande que una pobre infeliz podía cometer contra su imagen y claro que lo aprendí cuando lo hice… También, aunque me valió muchas discriminaciones, nunca pude acostumbrarme a decir colorado en vez de rojo, que era otro de los crímenes determinantes del lugar que una ocuparía socialmente.
Ponerse un pantalon tipo “shoggins” con otro calzado que no fueran zapatillas deportivas era peor que salir desnuda a la calle y así podría enumerar una serie de pautas que eran indispensables para poder “pertenecer” al menos en los círculos que mis padres habían elegido para mi.
Lo cierto es que siempre me sentí mas popular que divina simplemente porque muy a pesar de mis pasión en cuanto al vestuario y la imagen, no me rodeaba de la gente que elegía por sus prendas, ni yo era exactamente un ejemplo de glamour… De hecho, mi madre estaba bastante preocupada por mis gustos extravagantes y creía que alguna maldición había caído sobre mi, su única hija mujer; pero esa maldición era justamente un juego que yo me inventaba, vestirme era imaginar un personaje y crearlo a través del atuendo.
Si hablamos de crímenes y de moda, una de las reglas básicas que durante muchos años fue condición para lograr elegancia y glamour, según el protocolo, ya no es tan estricta y podemos llevar zapatos y cartera de diferentes colores sin que ello represente un homicidio público al buen gusto.
En mi opinión, no diría que usar el mismo color esta out, pues desde mi punto de vista, esto tiene que ver más con un estilo clásico y formal que con una norma; sin olvidar además,que dicho estilo es un comodin para cualquier mujer que este ante una duda o una situación desconosida.
Ahora… ¿Que debemos tener en cuenta en el momento de hacer la elección?
Para mi una de las claves de la armonía es el equilibrio y este se logra a través de dos puntos fundamentales que son disimular lo que resalte en demasía y combinar texturas, colores, estampados o incluso estilos.
Para ello conocer básicamente la teoría del color, es un buen referente para quienes naturalmente no tienen este sentido muy desarrollado, les recomiendo a quienes quieran leer mas acerca del tema, la página de Proyecto Color
De todas maneras, aún conociendo de teorías, protocolos y reglas; lo que no puede faltar en ninguna combinación que se nos ocurra usar y que repetiré hasta el cansancio pues creo realmente en ello, es actitud!

A %d blogueros les gusta esto: